Información sensible sobre la ubicación y el personal de las bases militares y puestos de espionaje de todo el mundo ha sido revelada por Strava. Si los soldados usan la aplicación como lo hacen las personas normales, al activar el seguimiento cuando van a hacer ejercicio delatan su posición secreta, algo  potencialmente peligroso.

En lugares como Afganistán, Djibouti y Siria, los usuarios de Strava parecen ser exclusivamente personal militar extranjero, lo que significa que las bases se descubren. En la provincia de Helmand, Afganistán, por ejemplo, se pueden ver claramente las ubicaciones de las bases operativas avanzadas, que brillan de blanco contra el mapa negro. La base en sí no es visible en las vistas satelitales de proveedores comerciales como Google Maps o Apple’s Maps, pero se puede ver claramente a través de Strava.

2152

Fotografía del mapa térmico de Strava en la provincia de Helmand en Afganistán.

Fuera de las zonas de conflicto directo también se puede obtener información potencialmente confidencial. Por ejemplo, un mapa de Homey Airport, Nevada, la base de la Fuerza Aérea de los EEUU comúnmente conocida como Área 51, registra a un ciclista solitario que viaja desde la base a lo largo del borde oeste de Groom Lake, marcado en el mapa de calor por una delgada línea.

1450

Foto de la Área 51, con un ciclista solitario marcado en el mapa de Strava.

Desconocemos si el ejército de EEUU actuará frente la aplicación o prohibirá que sus soldados la usen para no delatar sus posiciones.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies